EL AMOR Y LA EDUCACIÓN DE UN MENOR, Que un sargento 1º de la Guardia Civil ve como delito

EL AMOR Y LA EDUCACIÓN DE UN MENOR

Que un sargento 1º de la Guardia Civil ve como delito

 

QUEJA QUE FORMULA OLIVIER HERRERA MARÍN

 

ANTE LA DIRECCIÓN GENERAL DE LA POLICIA Y LA GUARDIA CIVIL 

 

 

Resumen del e-mail dirigido al Director General de la Policía y de la Guardia Civil

Muy buenos días: Estimo que es competencia de esa Dirección General el velar para que no se reproduzcan actuaciones que atentan a la convivencia, cohesión y estabilidad social de la célula básica de la sociedad. Y ningún sargento 1º puede confundir EL amor y la educación de un menor con los malos tratos y torturas habituales en el ámbito familiar.

EL SARGENTO NO ES AMERICA

Actuación penal-Denuncia delito-Torturas y otros delitos

Contra la integridad moral-Malos tratos habituales en el ámbito familiar.

Todo termino felizmente para mí y mi familia pero el sargento deberá decir ¿Por qué fue incapaz de rectificar y archivar su diligencia cuando la policía judicial negó el maltrato a los niños. Que ni el exceso de celo ni nada justifica la actitud pre democrática de quien olvida que ÉL, no puede cruzar la línea roja, al seguir sigilosamente a un padre y sus tres hijos vestido de paisano y franco de servicio para retener a un niño de 8 años y “explorarle” sin ser apercibido por el progenitor que va delante con los otros dos niños de la mano.

¿Qué podría haber ocurrido? Si el padre ve a un individuo desconocido que aborda a su hijo sin mediar razón ni explicación alguna y el niño empieza a gritar o a llorar.

¿Qué podría haber ocurrido? Si… quién llamó y pidió a la pareja de servicio que identificará al padre, y le conminó a que le diera “Su palabra de un hombre… de que acudirá a las 9h de la mañana del día siguiente al cuartel de la guardia civil acompañado de su abogado” pues no quiere detenerle ante los niños y en plena calle a la hora de máximo tránsito.

¿Qué podría haber ocurrido? Si la compañera, amiga, amante y madre de los niños, mujer libre, inteligente y segura, independiente social y económicamente, hubiese sido dependiente con serios problemas familiares y de identidad personal y utiliza la ocasión para…

¿Qué podría haber ocurrido? Si la fiscalía y la juez le hubiesen estimado la acusación del sargento y no hubiesen escuchado y valorado la palabra del imputado.

¿Y qué ocurriría hoy?  Si los niños le hubiesen cogido miedo la guardia civil y estuviesen hoy sufriendo traumas y pesadillas.

No generalizaré la esperpéntica actuación de quien focaliza su atención en el jersey ROSA del imputado, que el gran teatro de La Comedia Humana cada cual interpreta su propio papel.

A cierta pregunta de la policía judicial que buscaba las razones de la sinrazón, le respondí (y me entendió) que yo no tenía nada personal contra el sargento ni contra la guardia civil, pues desde mi primera juventud supe defender la dignidad y la memoria personal y colectiva, buscando el trasfondo político de nuestra historia común.

Los tribunales de justicia andan algo sobrecargados, vivo y trabajo en Francia, informo-alerto a la Dirección General de la Policía y de la Guardia Civil y al subdelegado de gobierno, para qué, quienes tienen la autoridad y la potestad de actuar, obren en consecuencia.

Y me someto al juicio inapelable del Pueblo Soberano, pues, lo que cuenta y decide en última instancia (no es lo que jure que ha visto 1 ni 101 inquisidores sin alma) es la opinión y el voto de la buena gente, sencilla y trabajadora, honesta y culta, que escucha y atiende a las razones de los demás, que transforma la sociedad y hace ese otro mundo posible al tomar la palabra y defender los derechos inalienables de los niños y el amor y la educación de sus propios hijos

Con mi sincero reconocimiento y agradecimiento a la policía judicial de Peñíscola que supieron estar a su altura  profesional desde el inicio de su exploración del menor de 8 años de edad:

 A)     Pidiendo la  preceptiva autorización al padre del menor

B)    Ganándose la confianza del niño para que se explayara libremente durante casi una hora

C)      Por hacer profesionalmente su trabajo haciendo constar en su Diligencia lo esencial

Debo añadir que correcta y respetuosa fue la actitud de todos los demás guardia civiles que intervinieron y pude hablar y hasta el oficial de mayor graduación en la 1ª Compañía de Vinaros me expreso su perplejidad y consternación por la insólita instrucción de su subordinado, pidiéndome disculpas por el atropello sufrido.

Breve resumen de la diligencia de la policía judicial

Que a juicio de esta instrucción no se trata de un menor maltratado. Y parece ser educado en un ambiente familiar correcto

 El menor parece tener un carácter muy abierto y extrovertido, contando entre otras cosas que estudia en Francia y que a España vienen muy a menudo, Que habla castellano y francés perfectamente, que en el colegio estudia inglés, y sabe algo de chino y de ruso, También practica actividades extraescolares como solfeo, violín y judo, Que le gusta jugar al futbol y a videojuegos.

 Preguntado por sus padres, dice que los quiere a los dos por igual, y que se siente querido por ellos, textualmente dice “Claro que me quieren!!! Extrañándose que pudiera ser de otra forma. Preguntado por qué hacen sus padres cuando él o sus hermanos se portan mal, dice que les castigan sin la Tablet o sin videoconsolas. Que tanto él como su hermana mayor estaban preocupados porque pensaban que a su padre lo iban a meter hoy en la cárcel

Y al Sargento 1º le da todo igual y envía al juzgado Supuesto Penal: Actuación penal-Denuncia delito-Torturas y otros delitos contra la integridad moral-Malos tratos habituales en el ámbito familiar.

En la encrucijada que se allá España, se necesita y necesitará mucha mano izquierda y cintura, respeto al otro y concordia, mucha credibilidad, comprensión y dialogo, entre quienes siendo testigos y actores interactúan cultural, política y socialmente en el tiempo y el espacio que habitan. ¿Qué credibilidad tiene hoy la palabra del Sargento 1º Si el Ministerio Fiscal dice: Se trata de una pelea entre dos hermanos de 8 y 10 años… por lo que el padre de los mismos reprende la actitud de uno de ellos sin que en ningún caso quede acreditado el ánimo del progenitor de inferir daño a sus hijos. Solo quedaba el pronunciamiento de la Juez que con el mejor criterio: DECRETA EL SOBRESEIMIENTO LIBRE Y EL ARCHIVO DE LAS PRESENTES DILIGENCIAS sin perjuicio de las acciones civiles que, en su caso, puedan corresponder al perjudicado.

Responder